Portillo un pequeño pueblo de la Tierra de Pinares, ubicado tan solo a 23 Km de Valladolid debe su nombre según algunos investigadores al diminutivo de Porta Augusta, que era una de las cuatro puertas de entrada que tenía la villa en el pasado. Según otros tiene un origen aún más antiguo, pues derivaría  de Nivaria, que fue el nombre que le dio el pueblo prerromano Vacceo asentado en el sector antes de la romanización a esta Villa.

Pero Portillo es conocido además de por su rica historia, por su arquitectura, por sus castillos y por sus iglesias, pero también los es por la calidad de su ajo blanco, habiendo quienes como Manuel Ángel, un técnico especialista electricista, opina que allí se produce el mejor de toda España. Sea cierta o no esta aseveración y sin entrar en discusión si el blanco o el rojo es el mejor, lo que si es cierto es que alrededor del 30 % del que se consume en el país es cosechado en las cercanías del pueblo y envasado en Portillo y se distingue por su buen tamaño, su resistencia y su sabor.

Pero esta actividad no es la única que da vida a esta villa, ya que también cuentan con un grupo de artesanos que elaboran y comercializan los conocidos mantecados cuya receta ha pasado de generación en generación  y que es elaborada casi de la misma forma como lo hacían desde hace siglos.  El resultado es un dulce perfecto para acompañar un café por su textura exterior crocante y suave en el interior y por dejar un ligero sabor a anís en el paladar.

Otra de las actividades que tiene lugar en Portillo, es la alfarería, y es que en esta Tierra de Pinares existen todos los elementos necesarios para que ello tenga lugar. Las manos expertas de los artesanos,  de los que hay evidencia de su existencia desde 1752, la arcilla, el agua y los pinos que aporta la región han hecho posible que actualmente existan alrededor de 12  alfarerías entre las artesanales y las un poco más industrializadas. Estas últimas  comercializan sus producto en tascas y restaurantes, elaborando jarrillos, cazuelas para sopas de ajo, ceniceros.

También hasta la década del 60 tenía lugar en Portillo una actividad que empleaba a unas cuantas familias, ella es la  relacionada con el  yeso, si el mismo que se utiliza para elaborar las tizas de uso en las escuelas y también en la modelación de esculturas y en acabados de construcción.

Al cesar la actividad de extracción algunas de las minas pasaron a usarse como especies de bodegas y también para la cría de champiñones.

Es así como Portillo fue durante un buen tiempo una de las localidades más prosperas de la Tierra de Pinares, entre otras cosas porque además de las actividades mencionadas, los pinos y sus productos derivados, generaban una alta renta a sus pobladores.

Portillo es como tantas otras localidades de la provincia española una de las que intenta sobrevivir y no dejar que sus jóvenes abandonen el pueblo y lo dejen solo, por eso continuamente buscan la manera de mantener las tradiciones y las actividades económicas propias del  lugar, sin descuidar cualquier oportunidad para atraer innovadores y emprendedores al lugar, por lo que año tras año realizan su Feria del Ajo y la Artesanía.

Llega el verano, llegan las vacaciones familiares y llega el momento de tomarse un descanso de la rutina laboral y doméstica para reponer energías y satisfacer las necesidades de nuestro espíritu. Es momento que nos tomemos unas vacaciones familiares, preparar las maletas, dejar al perro al cuido del vecino y acicalar a nuestros hijos para ir a ese lugar mágico del cual esperamos que nos revitalice y nos haga pasar un tiempo ameno. De igual forma, esperamos de ese lugar mágico que precisamente maraville a nuestro espíritu con la magia de la madre naturaleza y de la calidez humana; con infraestructuras encantadoras y afabilidad en cada rincón que cruzamos.

En esa búsqueda por un lugar mágico en donde vacacionar con la familia la provincia de Burgos se asoma como el lugar más propicio para el disfrute tanto de los niños, como de los jóvenes y adultos. Atapuerca, Paleolítico Vivo y el Museo de los Dinosaurios son los principales lugares que la provincia de Burgos te ofrece para hacer un viaje al pasado sin máquina del tiempo. Allí podrás disfrutar de la escultura más inmensa del mundo, de grandiosas kársticos y únicas minas de hierro, minas de manganeso y minas de sal. El Cañón Ebro o la Metrópolis Verde son otros de los lugares más magníficos de Burgos que puedes visitar.

Burgos posee un ecosistema propicio para práctica de diferentes actividades, como lo son las siguientes:

  • Piragüismo
  • Ciclismo
  • Equitación
  • Senderismo o Alpinismo
  • Viajes en globo
  • Viajes en tirolina
  • Y mucho más…

Con dichas actividades recreativas podrás disfrutar de primera mano toda la belleza que los paisajes naturales de Burgos ostentan. El equipo laboral de electricistas de Getafe, visitaron este hermoso paraje de España y nos lo recomendaron fehacientemente por el buen rato que pasaron y el excelente descanso de la cotidianidad que obtuvieron.

Aprovecha tus vacaciones y viaja al increíble complejo kárstico de Ojo Guareña, el cual consta de 14 misteriosas y trepidantes cuevas, así como más de 100 kilómetros bajo la superficie. Es una de los kársticos más grandes del mundo formado hace muchos años naturalmente por la erosión del río Guareña con el transcurrir del tiempo, logrando ser hoy en día uno de los atractivos más grande de la provincia del noreste.

Así que no pierdas tu tiempo yendo de vacaciones familiares a ciudades costosas con nulos atractivos por paisajes naturales, visita la provincia de Burgos y maravíllate con sus horizontes de película. Además de los ambientes increíbles, Burgos te ofrece un viaje a la historia de nuestros antepasados de manera amena y afable mediante sus increíbles sitios turísticos repletos de historia pura. Vive un barato viaje en el tiempo yendo a Burgos.

Entonces, busca a tus hijos, dile a tu esposa que se prepare y emprendan ahora mismo el rumbo a Burgos para darte unas vacaciones con la familia entretenidas, educativas y de descanso. No busques otro lugar más, pues no encontrarás nada mejor que la provincia de Burgos. ¡Buen Viaje!